PROYECTO DE LEY DE REGULACION Y PROTECCION DEL CORREO ELECTRONICO EN EL TERRITORIO DE LA REPUBLICA ARGENTINA.

Autor: Comisión de Sistemas, Medios de Comunicación y Libertad de Expresión del Senado.

Dictámen del 05/07/2005.

El Senado y Cámara de Diputados,...

Artículo 1: La regulación y protección del correo electrónico, en el territorio de la República Argentina y en los lugares sometidos a su jurisdicción, se regirán por esta ley y por los tratados internacionales en que la Nación sea parte.

Art. 2: A los efectos de esta ley, entiéndase como:

a) Correo Electrónico: todo mensaje, dato o información transmitido a través de dispositivos electrónicos.

b) Correo Electrónico Comercial: todo Correo Electrónico transmitido con el fin de hacer de publicidad, comercializar, ofrecer o demandar bienes o servicios.

c) Correo Electrónico Comercial No Solicitado: todo Correo Electrónico Comercial dirigido a un Receptor con quien el Emisor no tiene una relación comercial o personal existente o transmitido sin que medie un pedido expreso del Receptor o sin su previo y expreso consentimiento;

d) Dirección de Correo Electrónico: toda dirección o casilla electrónica expresada mediante cualquier tipo de caracteres, explicitados o no en la pantalla, a la cual se puede enviar un Correo Electrónico.

e) Emisor: toda persona que trasmite un Correo Electrónico.

f) Receptor: toda persona titular de una Dirección de Correo Electrónico al cual un Correo Electrónico fue enviado o recibido.

g) Información del Encabezamiento: fuente, destino e información de direccionamiento adjunta a un Correo Electrónico, incluyendo el nombre de dominio y Dirección de Correo Electrónico originarios o cualquier otra información que tenga por objeto identificar a la persona que inicia la transmisión de un Correo Electrónico;

h) Prestador de servicios de correo electrónico: toda persona, física o jurídica, que provee a sus clientes y usuarios un servicio que permite el envío, recepción y almacenamiento de Correo Electrónico;

i) Transmitir: incluye pero no se limita al envío y reenvío de Correo Electrónico o cualquier otro acto u operación que consista o tenga por efecto el envío de un Correo Electrónico.

Art. 3: El Correo Electrónico se equipará a la correspondencia epistolar, a los efectos legales de resguardar su inviolabilidad.

Art. 4: Cuando la Dirección de Correo Electrónico sea provista por el empleador para uso del empleado, se deberá notificar fehacientemente la política respecto del acceso y uso de dicha dirección de correo electrónico.

Art. 5: El Correo Electrónico Comercial deberá contener y exhibir de forma sencilla, clara y completa:

a) Datos de identificación del Emisor, incluyendo nombre y apellido o razón social, CUIT, domicilio físico, teléfono y Dirección de Correo Electrónico;

b) Una descripción breve, precisa y representativa del contenido del Correo Electrónico y la leyenda “publicidad”; “anuncios”; “circulares”; “ofrecimiento”, “propuesta”; o “invitación”, en el campo del objeto o Asunto;

c) Un aviso en que el Receptor puede declinar la recepción de otros Correos Electrónicos enviados o retransmitidos por el Emisor; y

d) Una Dirección de Correo Electrónica de respuesta válida a la que el Receptor pueda trasmitir un correo electrónico para notificar su voluntad de no recibir adicionales correos del Emisor.

Art. 6: El Correo Comercial No Solicitado y su Emisor deberán cumplir con los requisitos establecidos en los incisos a) y b) del Artículo anterior con más:

a) El tamaño máximo del Correo no superará lo regulado por la Autoridad de Aplicación

b) Incluir un aviso de forma clara, simple y visible expresando que el Receptor puede solicitar expresamente la recepción futura de otros Correos Electrónicos Comerciales enviados por el Emisor, con la inclusión de una Dirección de Correo Electrónico a la que el Receptor puede enviar un Correo Electrónico para notificar su voluntad de seguir recibiendo adicionales Correos Electrónicos Comerciales de parte del Emisor.

Art. 7: Se prohibe que toda persona:

a) Transmita Correo Electrónico Comercial, sea o no Solicitado, con la intención de engañar, por el medio que fuere, a los Receptores acerca de la identidad del Emisor;

b) Transmita Correo Electrónico Comercial, sea o no Solicitado, desde una Dirección de Correo Electrónico cuyo titular proveyó información falsa, engañosa o incompleta acerca de su identidad;

c) Transmita Correo Electrónico Comercial, sea o no Solicitado, que incluya una dirección de respuesta distinta a la utilizada para enviar dicho Correo Electrónico

d) Transmita Correo Electrónico Comercial, sea o no Solicitado conteniendo información falsa, engañosa o incompleta en el campo del asunto o que no coincida con el contenido del Correo Electrónico;

e) Transmita Correo Electrónico a un Receptor que haya formulado el pedido para que no se le envíe dicho Correo Electrónico Comercial o no hubiera manifestado su voluntad para una recepción futura.

f) Falsifique la Información de Encabezamiento en Correos Electrónicos Comerciales e intencionalmente inicie su transmisión;

g) Omita  cualquiera de las condiciones previstas en los Artículos 5 o 6 anteriores.

Art. 8: Todo prestador de servicios de correo electrónico procurará:

a) Emplear todas las medidas tecnológicas a su alcance tendientes a evitar la transmisión, a través de sus servicios, de Correo Electrónico en infracción a la presente Ley y su reglamentación.

b) Incluir en los contratos de servicio celebrados con sus clientes, cláusulas específicas que prohíban la utilización de su servicio para el envío de Correo Electrónico en infracción a esta Ley.

c) Cancelar, de forma inmediata, el servicio prestado a todo cliente que envíe Correo Electrónico en infracción a la presente Ley y su reglamentación; e

d) Impedir la transmisión masiva de Correos Electrónicos de acuerdo a lo regulado por la Autoridad de Aplicación desde una  misma Dirección de Correo Electrónico salvo que el Proveedor en cuestión hubiere obtenido fehaciente y verosímil evidencia de que dichos envíos se ajustan a las disposiciones de la presente Ley.

Art. 9: La Autoridad de Aplicación dispondrá una multa no inferior a la suma de tres mil pesos ($ 3.000) ni superior a la suma de ochenta mil pesos ($80.000) a toda persona que incurriere en alguna de las conductas previstas en el artículo 7 de la presente ley.

Sin perjuicio la Autoridad de Aplicación podrá:

a) Disponer, por cuenta y orden del infractor, el desmantelamiento de equipamiento utilizado en cualquiera de las conductas prohibidas por el Artículo anterior;

b) Adoptar cualquier otra medida de resguardo necesaria para impedir la utilización irregular de dicho equipamiento.

Art. 10: Sin perjuicio y en adición de las acciones y sanciones aquí previstas, la Autoridad de Aplicación, el Receptor damnificado y los Proveedores de Internet tendrán derecho a promover contra el Emisor las acciones legales que pudiere corresponder a causa o título del incumplimiento de lo normado en la presente ley.

Art. 11: La Secretaría de Comunicaciones de la Nación será la Autoridad de Aplicación de la presente ley.

Art. 12: Comuníquese al Poder Ejecutivo.